Aquí puedes ver mis normas. Te recomiendo que las leas atentamente y no se te ocurra arriesgarte a saltarte ninguna si quieres estar a mis pies, pues soy poco tolerante en este aspecto y podrías quedar automáticamente incluido en mi lista de indeseables para siempre.

  1. Cuando entres a mi reino, me entregarás de inmediato un sobre con los tributos pertinentes para la sesión.
  2. Si es tu primera sesión, realizarás un depósito para hacer la reserva con antelación.
  3. Te asearás con esmero y te darás una buena ducha bajo mi supervisión antes de empezar la acción.
  4. No consumirás ningún tipo de droga antes o durante la sesión.
  5. Así como yo protegeré tu privacidad al máximo, tú lo harás con la mía.
  6. Si es la primera vez que contactas conmigo, haz una buena presentación de tu persona e intenciones y usa prioritariamente el mail.
  7. Me detallarás previamente al inicio de nuestras sesiones tu estado de salud y cualquier cambio que hubiera en él durante el transcurso del tiempo, así como si tienes limitaciones físicas o tomas alguna medicación.
  8. En caso de anular la sesión con menos de 24 horas de antelación, tributarás lo estipulado.
  9. Procurarás por todos los medios no hacerme perder el tiempo, y si tienes alguna duda o inquietud, la expresarás con la máxima claridad posible antes o después de la sesión.
  10. Te esforzarás en mantener una buena comunicación conmigo sin olvidar nunca cuál es tu lugar.

 

Deja un comentario